Con testimonio de mujer violada y que tuvo a su hija, diputados discutieron despenalización del aborto

Luego de que se suspendiera la votación del proyecto que despenaliza el aborto en tres causales en la comisión de Salud de la Cámara de Diputados que había sido programada para el pasado 7 de julio, hoy los parlamentarios recibieron a distintas organizaciones a favor y en contra del proyecto.

Entre los diversos testimonios que escucharon durante la sesión que se extendió por más de tres horas, resaltó el de Soledad Lizama, quien fue violada reiteradamente por su padrastro a los ocho años y a los 13 quedó embarazada.

«Nunca sentí rechazo de mi bebé, sólo quería protegerlo. No sé si podría haber vivido con el recuerdo de matar a mi bebé que era tan víctima como yo», dijo la mujer que luego presentó a su hija de 17 años que también asistió a la cita en el Congreso Nacional.

«Si me hubieran ofrecido abortar, hubiera sido ofrecerme ser yo también tan violenta y abusadora como quien me violó», añadió.

Soledad Lizama que se mostró muy emocionada al contar su historia, aseguró que la madre lo que necesita «es apoyo y ayuda», porque siente que «fue utilizada y abusada», destacando que quien abusó de ella, sólo estuvo un año en prisión, mientras su familia fue disuelta y ella trasladada a un hogar de menores.

Opiniones a favor

Más temprano, la comisión que sesionó desde las 12:00 horas, recibió a la directora del Instituto Chileno de Medicina Reproductiva (Icmer), la doctora Rubi Maldonado y a la presidenta de la Asociación de Abogadas de Chile, María de los Ángeles Coddou.

Ambas representantes mostraron sus opiniones a favor del aborto en caso de violación, riesgo de vida de la madre e incompatibilidad con la vida por parte del feto, centrando sus argumentos en que hoy «el aborto es una realidad en Chile, sobre todo en las clases más altas».

«Un hijo es y será para siempre y diariamente, el recuerdo de esa violencia, es el rostro del torturador que la violó», sostuvo Maldonado respecto a los casos de abuso sexual.

La profesional que ha atendido 3.500 partos y con 30 años de experiencia tanto en el sistema público y privado añadió que «los embarazos adolescentes son iguales en cualquier estrato social, lo que es distintos son los partos, por lo que uno puede inferir que si en Las Condes hay 2 partos y en La Pintana hay 30, algo pasó con esos embarazos».

En esa misma línea, la presidenta de las abogadas dijo que según datos del ministerio Público, entre 2010 y 2013 hubo diez condenas de aborto en Chile, de ellos el 100% corresponde a mujeres de estrato social bajo.

Indicadores Económicos

Jueves 23 de Mayo de 2019
  • UF: $27.741,09
  • Dólar: $696,70
  • Euro: $777,48
  • UTM: $48.595,00
  • Libra de Cobre: 2,71